Reporte: Almuerzo en el mítico Franklin BBQ de Austin, Texas

Sumario del Viaje:

Introducción
Reporte: British Airways Club Europe A320  Barcelona-Londres
Reporte: Yotel Cabinas en el Aeropuerto de Heathrow, Londres
Reporte: British Airways Concorde Room Lounge Heathrow, Londres
Reporte: British Airways First Class B787-900 Londres-Austin
Reporte: Almuerzo en el Franklin Barbecue de Austin
Reporte: Sala Vip United Club Austin
Reporte: United Airlines Economy A319 Austin-Denver
Reporte: Visita al House Of Miles, el Cuartel Central de Boarding Area
Reporte: Sala Vip Delta Sky Club  Denver, Colorado
Reporte: Delta First Class E170 Denver-Los Angeles
Reporte: Hotel Renaissance Aeropuerto  de Los Angeles
Reporte: American Airlines Main Cabin Extra A321 Los Angeles-Dallas
Reporte: Hotel Hyatt Regency Aeropuerto de Dallas
Reporte: Sala Vip Amex Centurion Aeropuerto de Dallas
Reporte: Sala Vip Admirals Club Aeropuerto de Dallas
Reporte: American Airlines First Class B777-200 Dallas-Madrid
Reporte: Sala Vip Dalí de Iberia Aeropuerto de Madrid


franklin-bbq-logo

Hace tiempo ya que venía considerando una visita a Austin. Llevaba dos viajes frustrados, incluso con billetes de avión y hotel reservados, así que tenía bastante estudiado que es lo que me interesaba hacer durante mi estadía en la ciudad.

La lista consistía en tres o cuatro cosas, de las cuales la número uno era almorzar en el legendario Franklin Barbecue, y eso es exactamente lo que hice apenas llegué.

franklin-barbecue-austin-3

Considerado por muchos el mejor barbecue de Texas, Franklin BBQ es un sitio muy pequeño, ubicado en una simpática esquina ligeramente fuera del centro de Austin.

Tiene un flujo de visitantes muy alto, así que vente armado de paciencia y dispuesto a esperar en fila. Y no diez minutos, sino más de una hora, si es tu día de suerte. Pero pueden ser hasta cinco 😳

franklin-barbecue-austin-26

Yo llegué sobre la 1pm de un jueves, y esperé solo una hora. Como referencia, la fila era la que ven en la foto.

franklin-barbecue-austin-2

Franklin BBQ abre de martes a domingos a las 11am y cierra cuando se acaba la carne, que suele ser alrededor de las 3pm.

franklin-barbecue-austin-9

Cuando cualquiera de los tipos de corte se acaba (son cinco), un empleado del local pasa por la fila y lo avisa, por si prefieres marcharte.

También ofrecen trocitos de salchicha y bebidas para amenizar la espera.

franklin-barbecue-austin-5

Y un punto clave: no se puede entrar con armas si no tienes permiso de portación, así que la recomendación es dejar tu pistola en el hotel.

Si tuvieras permiso, puedes entrar armado pero sin hacer aspavientos. Nada de ir levantándose la chaqueta para mostrarla, ni mucho menos entrar dando tiros al aire.

franklin-barbecue-austin-8

Una vez dentro la fila continúa, y va rodeando las mesas hasta llegar al mostrador en dónde realizas tu pedido, que te sirven inmediatamente y te lo llevas en la mano.

El ambiente es sencillo y muy relajado, con algunas mesas comunales y música tejana de fondo.

franklin-barbecue-austin-11

franklin-barbecue-austin-16

Los métodos de brasear o ahumar la carne de este restaurante son tan famosos, que incluso publicaron un libro llamado Franklin Barbecue – A meat smoking manifesto que puedes adquirir en el local.

franklin-barbecue-austin-14

Al igual que algunos objetos y recuerdos como estas camisetas, que se exhiben en las paredes.

franklin-barbecue-austin-19

Cuando llega el momento de la verdad y te enfrentas al pedido, llevas 15 minutos dentro del local sintiendo el olor de la carne y viendo gente comiendo frente a ti, y estás como el perro de Pávlov.

franklin-barbecue-austin-20

La carne se corta frente a tus ojos sobre un tablón de madera, al mejor estilo de las antiguas pizzerías de Buenos Aires.

ATENCIÓN: estas imágenes pueden herir la sensibilidad del espectador.

Mi intención era probarlo todo, pero tampoco quería terminar en coma así que pedí, por orden de aparición, ribs, brisket y salchicha.

franklin-barbecue-austin-23

Me encantó la simplicidad con la que la sirven. Sobre un mantel de papel, acompañada por ensaladilla de patatas y un puñado de fetas de pan de molde. Voilà!

franklin-barbecue-austin-21

La carne es deliciosa, creo que las fotos dan una idea. Sabrosísima, al estilo tejano, ahumada hasta quemarse por fuera y muy especiada.

franklin-barbecue-austin-22

El precio? Muy razonable. Se cobra por peso, a excepción de la salchicha y el acompañamiento que se cobran por unidad.

Yo terminé pidiendo 0.80 libras (360gr) de carne, la salchicha, la ensalada y un refresco por U$24 (unos 22€) y quedé al borde del knock-out.

franklin-barbecue-austin-24


Conclusión:

Un clásico. Muy auténtica como experiencia, y producto de excelente calidad, imperdible para cualquier amante de la carne.

Una hora de fila me pareció razonable, porque es una institución en lo suyo, pero no esperaría más tiempo que eso. Ni para comer, ni para casi nada.

Yo quedé encantado con mi visita, y volvería sin dudarlo un segundo. Si tuviera el tiempo suficiente, me acercaría también a la pequeña ciudad de Lockhart a unos 40 minutos en coche desde el centro de Austin, para probar la carne del Black´s Barbecue, su gran rival en la competencia por ser la mejor BBQ de todo Texas.

10 Comments

  1. Daniel Gortz 28 noviembre, 2016
    • Hernan Van Norden 28 noviembre, 2016
  2. Melina 29 noviembre, 2016
    • Hernan Van Norden 29 noviembre, 2016
  3. Daniel 29 noviembre, 2016
    • Hernan Van Norden 29 noviembre, 2016
  4. Juano Flyer 29 noviembre, 2016
    • Hernan Van Norden 30 noviembre, 2016
      • Juano Flyer 30 noviembre, 2016
        • Hernan Van Norden 30 noviembre, 2016

Leave a Reply